La niñera de Madeleine McCann rompió el silencio a 10 años de la desaparición

Se presume que la nena, que tenía 3 años, fue secuestrada o asesinada en Portugal.

A casi 10 años de la desaparición de Madeleine McCann, ocurrida en 2007 en el resort portugués Ocean Club, de Praia da Luz, la niñera que cuidó a la pequeña en el hotel habló por primera vez con la prensa.

​La mujer recordó los momentos de pánico vividos por los padres el 3 de mayo de 2007, al constatar que Maddie había desaparecido mientras ellos cenaban a sólo unos metros del lugar.

En una entrevista al diario Daily Mirror la niñera, que prefirió permanecer en el anonimato, recordó que el resort donde trabajaba era tan inseguro para los empleados que ella y sus compañeras tenían silbatos para enfrentar intentos de violaciones y les recomendaban no salir solas.

“No me tocaba cuidarla ese día y de repente veo que uno de los padres que utilizaban nuestros servicios se acerca y dice que algo terrible estaba pasando, que alguien estaba buscando a una niña perdida. En ese primer momento no pensé que fuera Maddie”, contó.

La niñera, además, narró que poco después encontró a Kate McCann (la mamá de Madeleine) y que estaba llorando; Gerry, el padre de la nena, buscaba desesperado a su hija debajo de un auto. “Creo que les dije que se quedaran tranquilos, que la pequeña sería encontrada, que esas cosas ocurren todo el tiempo”.

La niñera recordó las imágenes de esos instantes: “Kate lloraba. Parecía en estado catatónico. Gerry estaba muy angustiado. Desde la dirección del resort nos dijeron que comenzáramos a revisar cada tacho de basura. Presumían que la nena podía estar sin vida en alguno de ellos”.

La mujer se mostró indignada con la Policía. “Demoraron 90 minutos en llegar y por el departamento donde se alojaba Madeleine con sus padres pasaron cientos de personas contaminando toda la escena del crimen. Por eso la Policía buscaba líneas de tiempo de todos. Justamente porque no llegaron a tiempo”.

También recordó con afecto a la pequeña: “Ella era fácil de cuidar para nosotras, una niña un poco tímida y muy dulce. Te sentías feliz de sentarte y jugar con ella. Era hermosa”.

Una de las hipótesis más fuerte que barajan los investigadores está orientada a una posible participación de los padres en la desaparición de Maddie. Al respecto la niñera afirmó: “Yo les digo que no, que no hay manera por el tiempo en que ocurrió todo. Ellos no pudieron ser los responsables. Estaban cenando a unos metros de allí. Al ver sus reacciones uno se daba cuenta de que era imposible que estuvieran involucrados”.

Cuando le consultaron sobre dónde cree que puede estar la pequeña, la niñera expresó: “Me pregunto si estará viva. Probablemente sea muy ingenuo de mi parte, pero el mejor escenario posible para esta situación horrible es que haya sido raptada por una persona rica que no hubiera tenido hijos. Puedo leer sobre el mundo cruel en el que los niños son vendidos, pero mi cerebro no llega a ubicar a Maddie allí”.

Sobre la desaparición de la pequeña se manejaron cientos de versiones. Los investigadores policiales portugueses e ingleses siempre sostuvieron con firmeza, hasta el día de hoy, que Maddie podría haber muerto la misma noche de su desaparición a manos de sus padres. En la vivienda donde estaban alojados los McCann se hallaron rastros de sangre, así como en un automóvil alquilado por la familia. La muestra de sangre fue analizada y el ADN correspondía a Madeleine. Luego redujeron la certeza a un 88%.

Esta semana se conoció una nueva hipótesis. En este caso del detective Dave Edgar, que estuvo 3 años detrás de la pista de la pequeña. El hombre apunta a una banda de pedófilos.

Afirma que la menor se encontraría escondida en una casa de Algarve, en Portugal: “Hay muchas posibilidades de que Madeleine siga viva y pueda estar escondida en alguna parte. Cuando miras más allá de la parte principal del Algarve hay un sinnúmero de propiedades aisladas donde Madeleine podría ser retenida”, aseguró Edgar.

​En esta historia sólo hay 2 certezas: el próximo 3 de mayo se cumplirán 10 años de la desaparición de Maddie. Y 9 días después cumpliría 14 años.

Comentários no Facebook