La OMS advierte: “Han muerto jóvenes, e incluso niños, por el coronavirus”

Como cada día, el director general de la OMS, el doctor Tedros Adhanom Ghebreyesus, dio una rueda de prensa en la que informó los avances en la investigación de la enfermedad y reiteró las precauciones que debería tomar todo el mundo para frenar los contagios. Lo esencial es realizar “pruebas, pruebas y más pruebas”, dijo Ghebreyesus.

“Se trata de una enfermedad grave. Aunque las cifras sugieren que las personas mayores de 60 años corren mayores riesgos, también ha muerto gente joven, e incluso niños”, advirtió.

La OMS es consciente de que algunos países, como Italia y España, tienen hospitales desbordados ante los ingresos masivos de pacientes con coronavirus. En ese caso, sostiene el organismo, “los países deberían priorizar a pacientes mayores y a los que tengan enfermedades subyacentes”.

Las personas con síntomas leves podrán permanecer aisladas en gimnasios y polideportivos habilitados para tales circunstancias, o quedarse en su casa al cuidado de una persona “en buenas condiciones” que pueda ocuparse de ellos.

Los pacientes deberán tener una cama y un baño para ellos solos y usar mascarillas, tantos ellos como su cuidador. Además, tendrán que permanecer aislados hasta dos semanas después de la desaparición de los síntomas, ya que no está demostrado que el virus no pueda transmitirse durante el periodo de convalecencia.

«Crisis como la del COVID-19 suelen sacar lo mejor y lo peor de la humanidad”, ha afirmado el doctor Tedros, siendo «lo peor el acopio irracional de alimentos y medicamentos, las muestras de racismo; y, lo mejor, los gestos de solidaridad entre vecinos, los aplausos en los balcones dedicados a los trabajadores que luchan por sacarnos de esta crisis».

“Acaparar medicinas y alimentos puede llevar a la escasez de estos productos esenciales, y exacerbar el sufrimiento de la gente”, resaltÓ el experto, y pidió una vez más a la población que se lave las manos. “Hazlo por ti y por los demás: reducirá tu riesgo de infección y además es un acto de solidaridad” para no contagiar a otras personas.

“Esta es la mayor crisis sanitaria de nuestra época. Los próximos días, semanas y meses pondrán a prueba nuestra resolución, nuestra confianza en la ciencia y nuestra solidaridad”, concluyó.

Comentários no Facebook