La terrible historia de la joven que nació sin vagina

Joanna Giannouli nació sin vagina, sin útero y sin cérvix (cuello uterino).

sinvaginaUna de cada 5.000 mujeres en el mundo nacieron sin vagina, sin útero y sin cérvix (cuello uterino). Joanna Giannouli es una de ellas y contó a la cadena británica BBC cómo es vivir con agnesia vaginal, el trastorno congénito también conocido como síndrome de Rokintansky.

«Mi madre cree que hizo algo mal durante el embarazo, aunque le expliqué que no era así; es una cuestión genética. Pero lo cierto es que es un trastorno muy estigmatizado y mi mamá no fue la única persona que se lo tomó mal», contó la chica.

«Lo más doloroso fue cuando mi pareja me dejó. Yo tenía 21 años, vivía en Atenas y mi novio y yo estábamos comprometidos. Cuando le expliqué mi trastorno, decidió romper conmigo», reveló Joanna.

Tras una operación, la nueva vagina era estrecha y pequeña, y a la joven le resultaba doloroso mantener relaciones sexuales. Tuvieron que volver a operarla para expandir la entrada vaginal. «Después de eso, me encontraba bien físicamente, pero no tanto mentalmente; es una carga que va contigo y de la que no te puedes deshacer».

«Me encantaría ser madre de alguna manera, ya sea maternidad biológica o subrogada. Es liberador hablar sobre ello. Y quiero apoyar a todas las mujeres que sufran esta condición porque sé lo difícil que puede llegar a ser. Si no nos ayudamos entre nosotras, ¿quién si no?», finalizó la chica.

Comentários no Facebook