Mar del Plata: 60 tucumanos fueron estafados por una empresa de viajes y quedaron en la calle

La empresa de turismo que contrataron nunca hizo las reservas. Entre los pasajeros hay adultos mayores, bebés y personas no videntes.

Son 60 tucumanos entre los que hay familias enteras, bebés, adultos mayores y hasta personas no videntes, los que denuncian haber sido estafados por la empresa NOA Turismo. Luego de problemas con el micro, 36 horas de viaje y de llegar 12 horas después de lo previsto a destino, se encontraron con que en Mar del Plata no tenían hotel.

Los que iban a ser siete días de vacaciones, terminaron siendo una pesadilla. Desde el momento que el grupo salió desde San Miguel de Tucumán empezaron los problemas y todavía no se solucionan. Solos, en pareja, en familia, por vacaciones, o como en el caso de Miguel, no vidente, que soñaba con conocer el mar, todos fueron abandonados por la empresa de turismo a la que contrataron.

Unos 14 integrantes del grupo están reunidos con valijas, bolsos y carteras, en la puerta del hotel Riazor Mar del Plata, donde se niegan a tomarle una reserva a Federico Juárez, dueño de la empresa NOA Turismo, porque ya tiene antecedentes de no haberles pagado años anteriores. Y la respuesta se repite en otros alojamientos de la zona, como el Hotel Shelton, donde también denuncian deudas pasadas del empresario tucumano.

«Eran vacaciones y nos quedamos acá en la nada, fue el sacrificio de todo un año y ahora nos encontramos con esta locura, estamos tirados acá en Mar del Plata», le cuenta a Infobae uno de los damnificados, Nicolás Farías, que está junto a su mujer y sus tres hijos de 7, 5 y 1 año.

Cada uno de los pasajeros pagó un total de $8250 pesos por el paquete que incluía traslado, hospedaje, desayuno y cena, pero que desde el momento de partir de San Miguel de Tucumán empezó con problemas: cuatro horas de demora en la salida y 36 horas de viaje.

«En Santiago nos secuestró el colectivo Gendarmería», contó Nicolás «por un problema en los papeles del transporte» y fue recién 6 horas más tarde, entrada la madrugada, que llegó un nuevo ómnibus para seguir camino, pero todavía faltaba más. A cuatro horas de llegar a Mar del Plata el chofer les informó «que le habían ordenado volver a Tucumán porque no había hotel» en la ciudad balnearia.

«Nosotros ahí quisimos seguir viaje porque los choferes no habían dormido durante 30 horas, era una locura volver. Cuando llegamos nos encontramos con que la dueña del Hotel Shelton, donde teníamos que quedarnos, nunca había tenido una reserva, ni un giro de dinero y que Juárez desde el año pasado le debía plata», explicó y agregó que «la gente se pagó la noche en distintos hoteles, pero no sé si va a tener plata para seguir haciéndolo».

«Queremos que cumplan y que nos lleven a nuestras casas, tenemos a nuestros familiares desesperados», expresó por su parte Fernanda y describió la terrible situación a la que fueron expuestos al llegar a Mar del Plata: «hubo familias que estuvieron con los bebés a las 5 de la mañana durmiendo en el piso, sin agua caliente ni para hacerles una mamadera, gente grande, criaturas, personas discapacitadas».

«Yo viajo con un grupo de 11 personas entre las que hay personas no videntes, es un trastorno», sumó Ramón, otro de los pasajeros, también en diálogo con Infobae y aclaró que a algunas personas del grupo se les ha encontrado alojamiento «por dos noches», pero que a otros como es su caso no les han dado ninguna respuesta. «Queremos que se cumpla con lo que se prometió, nada más», remarcó.

Esta tarde algunos de los pasajeros, que se distribuyeron en distintos hoteles del centro que pagan por su cuenta y en casas de amigos que pudieron hacerles un lugar, planeaban realizar una denuncia mientras aguardan por una solución.

Comentários no Facebook