Solita Silveyra contó que Moria Casán le mandó un vino en tetra brik para su cumpleaños

«La verdad es que ya somos señoras grandes. No estamos para las polémicas y las peleas. Estamos en un momento del país en el que hay que evitar más confrontaciones», dijo Solita bajando el tono a la provocación de su ex amiga.

S oledad Silveyra se esmera una y otra vez para ponerle un corte a la polémica que se instaló a fin de enero con Moria Casán y Nacha Gevara. En medio de una entrevista con El Show del Verano de Radio Mitre, la protagonista de Cartas de Amor (obra teatral que realiza junto a Facundo Arana) explicó que no tiene ganas de pelear y reveló que para su cumpleaños, que fue el 13 de febrero, recibió perfumes de regalo de parte de Nacha, mientras que Moria le mandó un vino en tetra brik.

La disputa comenzó cuando Solita declaró en una nota brindada el mes pasado que no la había pasado bien como jurado del Bailando. “Lo que pasó es que Moria y Nacha se aliaron y yo era el patito feo al lado de esas tremendas mujeres, sobre todo de Nacha, que es de una perfección incalculable. Así que muy bien no la pasé”, había expresado. Enseguida Casán salió con lo tapones de punta. A través de una catarata de tuits le dijo de todo a su excompañera y lo cerró con un “byeSol atravesada por el eclipse. Celebrá con tetra brik”.

En la entrevista radial que le hicieron este fin de semana en Mar del Plata, Soledad Silveyra dijo: “La verdad es que ya somos señoras grandes. No estamos para las polémicas y las peleas. Estamos en un momento del país en el que hay que evitar más confrontaciones”.

Y agregó: “Para mi cumpleaños invité a toda mi gente querida y también a Polino y a Nacha. Marcelo vino, y otra gente querida como Nicolás Scarpino. Nacha no pudo y me pidió disculpas. Moria me mandó un tetra brik de regalo, jaja, y Nacha un set de hermosos perfumes para mí y para la casa. Hermosos”, contó.

Por otra parte, Solita recordó que estuvo un año y medio sin trabajar debido a los dos accidentes sufridos: “La primera vez que me caí fue cuando estaba arreglando un televisor en Punta Ballena. Me senté en una mesa de cristal con un borde respetable de hierro, pero debo haber apoyado un poquito para atrás la cola y me caí. Me rompí la vértebra doce, como Neymar (en el Mundial 2014). Poco después estaba acostando a mi nieta Clarita y se me cruzó Jorgito, el perro. Yo estaba en medias y me resbalé en el parquet, me fui para atrás. Ese golpe fue impresionante”.

Por último, dijo que no está en busca de una pareja en el aspecto sentimental, que se siente muy feliz con la temporada que está realizando con Facundo Arana y que se prepara en este 2019 para ser parte de Monzón, la serie y tener una participación en El Host.i

Comentários no Facebook